Tu necesitas de Jesús


Tu necesitas de Jesús y quizás te preguntaras el porqué

Talvez dirán algunos: “Yo siempre he hecho lo que me ha dado la gana y he hecho y deshecho mi vida sin creer en Dios ni en ninguna de estas cosas y siempre me ha ido bien, así que por qué y para qué necesito yo todo esto.”

Permítenos decirte que Dios es un Dios de misericordia, paciente y que da tiempo al hombre de arrepentirse y muchas veces el tiempo que nosotros creemos nuestro y en el que hacemos y deshacemos nuestra vida a nuestro antojo creyendo que estamos en la cima del mundo, no es más que un tiempo de gracia para llegar a Dios. La mala noticia es que este tiempo se le acaba a todos y si bien es cierto Dios es un Dios de misericordia, también es un Dios severo y justo.

Busca al SEÑOR mientras puede ser hallado, llamadle en tanto que está cerca. (Isaías 55:6)

A pesar de todo este mundo físico y material que vemos y que nos ciega con sus muchos afanes, logros, desilusiones, enfermedades, riquezas etc. existe el plano espiritual, tan real y cierto como este plano material en el que vivimos y vemos y al igual que el oxigeno que respiramos el cual no vemos pero por él cual vivimos y sabemos que existe, así mismo el mundo espiritual aunque no lo vemos rige y modela nuestra vida a diario aun cuando queramos ignorarlo, pues aunque no lo creamos todos los días estamos a un paso del cielo o el infierno.

Amigo(a) el infierno es real, no es un cuento, ni una fabula ni mucho menos una broma. La prueba más clara de esto es la venida de Jesucristo a este mundo para salvarnos de ese espantoso lugar; si el infierno fuera un lugar tolerable y no tan malo El Señor no se hubiera molestado en venir a este mundo a morir por salvarnos de algo irrelevante, pero más bien es porque Él sabe qué clase de lugar es este, es que quiere que usted y yo no vayamos ahí. Espiritualmente los seres humanos vivimos en cárceles espirituales, encadenados y oprimidos por nuestros propios pecados y por la opresión de Satanás hasta que Jesucristo viene a nuestra vida y literalmente compra nuestra libertad por medio del sacrificio que Él hizo en la cruz y nos da la vida eterna.

Ahora bien, talvez dirás: ¿Qué tiene que ver esto conmigo? Amigo(a) nosotros como seres humanos no tenemos forma de comprender la eternidad pues todos en nuestra condición humana morimos y en nuestra mente no hay un registro permanente de algo que dure por siempre, más la verdad es que cuando nuestro cuerpo muera nuestro espíritu seguirá existiendo ya que este no puede morir, pues es eterno.

Si usted o alguien conocido ha experimentado alguna dolencia, problema o angustia por años y en cierto punto ha sentido que aquello es casi imposible de soportar y todos los días se pregunta hasta cuándo durará aquella situación, imagínese esa misma situación en un lugar donde no hay tiempo donde esa situación es interminable y no hay forma de salir de aquello, eso en pocas palabras es una forma de explicar lo horrible que es la condenación eterna.

Esto es duro de decir y aunque suene extraño actualmente el beneficio o perjuicio más importante que tiene el ser humano a nivel espiritual es el estar vivo en esta tierra, pues mientras viva tiene aun el beneficio de poder alcanzar la salvación a través de su confesión de fe a Jesucristo, pero el perjuicio radica en que si la persona no aprovecha su estadía en esta tierra y no logra ese encuentro con Jesús antes de su muerte, está perdido para siempre. En pocas palabras si usted muere hoy sin entregar su vida a Cristo usted mi amigo(a) no tendrá forma de escapar de la condenación eterna en el infierno.

¿Ves el porqué es tan importante tu decisión por Jesucristo? ¿Ves el por qué muchos como nosotros insistimos tanto en predicar el evangelio? ¿Quién sabiendo que va a explotar una bomba huye solo sin avisar a los demás para que huyan también? Así que ¿Quién sabiendo que puede evitarse que la gente se pierda eternamente puede quedarse callado?

Nuestra intención no es asustarte, ni mucho menos atraerte a la verdad con tácticas de temor, no te estamos ofreciendo una religión pues el seguir a Cristo es un estilo de vida no una religión. Amigo(a) nuestra intención es hacerte saber en la situación en la que estás, quieras o no tu estás en medio de una guerra espiritual donde ambos bandos desean tu alma y la decisión final es tuya.

Si nunca antes habías pensado a fondo tu situación espiritual, si sientes la necesidad de cambiar tu vida por completo y estas dispuesto(a) a tomar este paso de fe, haz esta pequeña oración que hemos escrito a continuación:

Señor y Padre celestial, aquí estoy ante tu presencia, reconociendo mi necesidad de ti. Hoy más que nunca necesito de ti, necesito de tu perdón y de tu guía. Ahora comprendo que alejado de ti nada puedo hacer y que sin ti espiritualmente muero. Reconozco mis pecados y malas obras. Hoy me entrego a ti así como soy, a ti te entrego hoy mis cargas y mis defectos, yo te abro mi corazón, arrepintiéndome genuinamente de todos mis pecados pidiéndote una nueva vida con la guía de tu Espíritu Santo. Señor Jesús yo creo que tú eres el Señor, creo en tu sacrificio en la cruz, creo que moriste por mis pecados y los del mundo y que resucitaste al tercer día para darnos vida y en abundancia. Declaro que por medio de tu sangre hoy soy limpio de toda culpa y de cualquier condenación. A partir de este momento yo te recibo como mi Señor y Salvador. ¡Amén!

¿Qué significa esta oración?

Esta oración por sí misma no tiene poder alguno, no es una fórmula. Es lo que crees en tú corazón lo que hace que ella tenga un impacto en tu vida para salvación y vida eterna.

Romanos 10:10 dice “Porque con el corazón se cree para justicia, pero con la boca se confiesa para salvación.”

Al hacer esta oración de fe creyendo en tu corazón en Jesucristo, has venido a ser justificado(a) por el sacrificio de Él en la cruz y tu confesión verbal de esta verdad ha traído salvación a tu vida. Ahora tú tienes el privilegio de ser llamado(a) genuinamente hijo(a) de Dios y la libertad de caminar con Él sin mirar atrás, hoy las cosas viejas pasaron, Dios ya las perdono. Bienvenido(a) al pueblo de Dios.

¿Cómo puede ser esto posible? Talvéz te preguntaras, si deseas conocer más sobre este misterio ve a : Plan de salvación


Si has hecho esta oración, primero que todo queremos felicitarte por tu gran decisión. Queremos orar por ti ahora que has tomado este paso, llena el siguiente formulario para notificarnos de tu decisión. Que Dios te guarde.

 

Nombre

Apellidos

Email

País

A %d blogueros les gusta esto: